martes, 4 de diciembre de 2012

El aborto, una decisión ¿correcta?

Entrevista con Maki Esther Ortiz Domínguez 
 
José L. Montenegro. La realidad es imparable. La temprana vida sexual que ahora están experimentando los jóvenes no se puede evitar. Especialistas revelan que una sociedad informada que goza de una buena educación sexual y que conoce los alcances, así como los riesgos y el uso de su cuerpo responsablemente, puede evitar embarazos no deseados, riesgos para la salud, y en la contraparte, fomentar un plan de vida encaminado a un proyecto consciente para la creación a futuro de un vinculo familiar bien diseñado.

Lamentablemente, los adolescentes que inician su vida sexual a una edad muy temprana, no se encuentran en igualdad de condiciones. La dificultad radica en lo grave que se puede transformar el embarazo cuando la persona vive en situación de pobreza, padece de desigualdad o carece de una buena educación sexual y no tiene acceso a métodos anticonceptivos.


El problema del embarazo en la adolescencia, crea puntos de acuerdo que aportan una mejor comprensión del fenómeno que se vive y, por lo tanto, una implementación más eficaz en términos de política pública.

Embarazo adolescente

Para entender el contexto que actualmente vive México, en entrevista para Newsweek en Español, la senadora del Partido Acción Nacional (PAN) por el estado de Tamaulipas y actual presidenta de la Comisión de Salud, Maki Esther Ortiz Domínguez, explica cómo ha ido trascendiendo la vida sexual de los adolescentes dentro de una sociedad desinformada, síntoma que provoca —entre otras cosas— un circulo vicioso que desencadena una serie de problemas psicológicos, de salud, y fomenta a su vez, las escasas o casi nulas oportunidades de trabajo en un país cada vez más competitivo. Extractos:

“Tenemos un problema muy grande en México. El embarazo en adolescentes es una asignatura pendiente que hay en el país. Actualmente son casi 17 millones de jóvenes de entre 12 y 19 años que en su mayoría —aproximadamente el 23 por ciento— tienen relaciones sexuales.

“El 14 por ciento de los varones adolescentes que tienen una relación por primera vez, no utilizan métodos anticonceptivos, las mujeres en un 33 por ciento, tampoco aplican un cuidado en la intimidad durante su primera relación sexual.

“¿Qué es lo que está pasando? Esta es una situación multifactorial que no solamente implica el problema del embarazo en sí, es la situación que se vive cuando existe ese embarazo prematuro que puede surgir mediante una relación precoz sexual, y la otra, a través de un abuso sexual.

“Cualquiera de las dos situaciones conlleva a problemas muy graves de salud para el adolescente, no solo se trata de enfrentar un embarazo de alto riesgo por las circunstancias fisiológicas; las circunstancias adversas de salud se dan porque estos jóvenes acuden tarde a tener un control prenatal. Generalmente en México, se acude a las ocho semanas al primer control prenatal, desgraciadamente en las zonas marginadas en promedio se atienden hasta la novena o décima semana.

“Debido a esto, los jóvenes por falta de conocimientos se enfrentan a riesgos de salud muy graves como hipertensión, hemorragias y enfermedades de transmisión sexual. Además, en el caso del abuso, se presentan trastornos psicológicos.

“El problema del embarazo adolescente es un círculo vicioso que se da mucho en el país, y este tiene una carencia central que es, la falta de información. La gente que no tiene acceso a la educación sexual y a los métodos anticonceptivos, son más propensos a provocar un embarazo no deseado, incluso en ocasiones, como lo mencionaba, de alto riesgo.

“En el caso de los hombres, esto conlleva a deficiencias en la vida laboral porque hay muchas responsabilidades, y en el caso de las mujeres, ya no pueden trabajar ni seguir estudiando, provocando al final de esta constante serie de problemas, una situación de pobreza en la que en la mayoría de los casos, es imposible revertir.”

Métodos anticonceptivos

La sociedad sexualmente activa debe utilizar métodos de control no solo de natalidad, sino de protección a las diferentes enfermedades y contextos a los que se enfrenta día a día.

Según un estudio de Kids Health (2007), diversos métodos anticonceptivos suelen ser eficaces, pero no en su totalidad para prevenir un embarazo. El diagnóstico revela que de 100 parejas que accedieron a practicar una relación sexual y utilizaron condón, 15 de ellas quedaron embarazadas en un año. El método utilizado se clasifica como ‘moderadamente eficaz’. Por otra parte, el centenar de personas que tuvieron intimidad en ese mismo lapso utilizando el dispositivo intrauterino o DIU, una e incluso menos de una de cada 100 quedaron embarazadas, sin embargo, el riesgo de adquirir alguna enfermedad de transmisión sexual sigue estando presente; a diferencia del condón. No utilizar ningún método anticonceptivo provoca anualmente que 85 de cada 100 personas queden embarazadas.

A este respecto, Newsweek en Español pregunta a la senadora: Para prevenir el embarazo prematuro en México, ¿qué ha promovido la Comisión de Salud en conjunto con las distintas dependencias del gobierno?

“Ha habido programas de prevención en las escuelas, acceso a los centros de salud, se han acercado los métodos anticonceptivos a la sociedad de forma gratuita, pero algo sigue fallando. Los jóvenes se embarazan más que en 2006, la tasa de fecundidad de ese año era de 30 nacimientos por cada 1000, y en 2012, la cifra ascendió a 37 casos de embarazo por cada 1000 personas. Esto quiere decir que el problema no lo estamos resolviendo.

“De 2000 al 2012, la tasa de natalidad, es decir, el número de embarazos de cada mujer, ha aumentado 10 por ciento dentro de la sociedad joven. Es el porcentaje más alto que se ha generado en los últimos años; aunque en el país esta tasa de fecundidad ha disminuido en otras edades, en los adolescentes ha incrementado.

“Esto nos lleva a pensar qué está fallando y qué debemos hacer. Primero, tener una educación sexual temprana para estos jóvenes, el llegar con la información a tiempo, implementar programas por edades y la posibilidad incluso de que el acceso a los métodos anticonceptivos sea más fácil.

“Por otro lado, yo creo que todo esto forma parte de una aceptación cultural equívoca. Es evidente que no se puede evitar que los jóvenes tengan relaciones a una edad muy temprana; el acceso a estímulos sexuales por medio de la televisión y el internet, los lleva a despertar esa curiosidad desde muy jóvenes.

“Lo que está pasando, es que estos adolescentes no tienen la confianza para platicar con sus padres ni los padres con ellos acerca de sexualidad. Tampoco, acuden a instituciones a pedir alguna asesoría y menos de hacerse y utilizar métodos anticonceptivos, siendo que el 33 por ciento de los adolescentes menores de edad reciben condones por parte de las instituciones públicas. Son 7.7 condones por año a los que tienen acceso y que brinda la Secretaría de Salud, el Instituto Mexicano del Seguro Social, la Secretaría de la Defensa Nacional, Pemex e incluso las Organizaciones no Gubernamentales.

“Sin duda, esa es la tarea que hoy tenemos, concientizarnos de la realidad en la que vivimos y actuar en beneficio de la población con educación, implementación de programas y acceso a métodos efectivos e información eficaz.”

Aborto juvenil

El 24 de abril de 2007 se concluyó la fase final del proceso de la despenalización del aborto en la ciudad de México, la cual estuvo sostenida por un ambiente construido y liderado por movimientos amplios de mujeres y organizaciones feministas, las cuales, durante más de 35 años han luchado por sus derechos sin ceder en sus principios.

Actualmente, el Instituto de las Mujeres de la Ciudad de México y el Grupo de Información en Reproducción Elegida, GIRE, se especializan en el diseño, la aplicación y evaluación de las políticas públicas que promuevan el ejercicio pleno de los derechos humanos de las mujeres y favorezcan su empoderamiento.

 

En cifras

En su último informe actualizado en octubre de 2012 manifiesta que, mediante el programa denominado ILE (Interrupción Legal del Embarazo) implementado desde el decreto que reforma los artículos 144, 145, 146 y 147 del Código Penal para el Distrito Federal, ha habido un total de 89 mil 510 ILE realizadas en la ciudad de México.

De esta cifra, el 73.2 por ciento de los casos son personas que residen en el Distrito Federal, el 23.5 por ciento provienen del Estado de México y el 3.3 por ciento restante pertenecen a otros estados o son extranjeros.

El nivel educativo de las mujeres que accedieron a la ILE desde abril de 2007 está conformado por: 39.2 por ciento de mujeres con preparatoria terminada, seguido de un 32.5 por ciento que cuentan únicamente con secundaria, en tanto que el 17.6 por ciento tienen un grado de estudios superior y el 8.8 por ciento apenas cuenta con educación primaria.

Según el estudio, el estado civil de este grupo pertenece en su mayoría a mujeres solteras con el 44.7 por ciento, el 23.2 por ciento mantienen una relación en unión libre, mientras que el 26.7 por ciento son casadas y el 4.6 por ciento divorciadas.

La creación de esta reforma de carácter integral, el reconocimiento legal y la autonomía de las mujeres para decidir libremente ante un embarazo no deseado; impulsaron la conciencia de una sociedad inmersa en una educación sexual eficiente que está en proceso de prevenir, aportar y pluralizar la conjunción de voluntades y reflexiones desde diversas ópticas. Una de estas ópticas es precisamente la religión.

En cifras del estudio llevado a cabo por el instituto, la religión de las personas que accedieron a la ILE desde 2007, en su mayoría son católicas y agnósticas con 82.6 y 12.5 por ciento respectivamente.
Construir una sociedad más justa y equitativa no ha sido fácil, la necesidad de lograr el respeto hacia las mujeres que acceden a una ILE, orienta en muchas ocasiones el proceso, al interminable debate de la libertad de creencias, las posturas dogmáticas y los procesos legales como parte del bienestar integral dentro de la sociedad.

Se calcula que alrededor del 17.8 por ciento de las mujeres en edad reproductiva en México se han practicando un aborto. El apoyo de la ciudadanía para gestionar la liberalización del mismo y el reconocimiento de los derechos de las mujeres, permeó la voluntad política de los diferentes órganos del gobierno para hacer de esta iniciativa, un discurso que avala a la fecha, la ampliación de las libertades, representando así, una convivencia cada vez más respetuosa en medio de múltiples diversidades. Respecto al surgimiento de la legislación aprobada en 2007 y la postura de la Comisión de Salud, así como el compromiso del Partido Acción Nacional, la senadora Maki Ortiz comenta: “Con posturas a favor y en contra, la realidad es que el aborto en México se da —en la mayoría de los casos— de alto riesgo.

“Cuando estos jóvenes invadidos de miedo enfrentan esa realidad y acuden a lugares donde arriesgan su vida para optar por esta práctica, a partir de estas situaciones, se hace en el Distrito Federal la legislación que permite el aborto antes de los 3 meses. Es decir, antes de las 12 semanas de gestación puedes impedir el embarazo generalmente en las instituciones del DF. Este método despenalizado brinda la oportunidad a todas esas mujeres que quieren abortar ofreciendo herramientas dentro de un panorama legislado y seguro que salvaguarda la salud e integridad física de ellas.

“Es claro que la población tiene la libertad de escoger y nuestra responsabilidad es poner en la mesa todas las opciones para que la gente llegue libremente y ocupe el método anticonceptivo que quiera. Nosotros como legisladores tenemos que hacer leyes para todos, para los que quieran abortar y también para los que no, para los que quieran usar métodos anticonceptivos y para los que requieren más opciones para prevenir. Lo importante es la información, que todo mundo tome una decisión con responsabilidad y conocimiento para elegir lo que más le convenga.

“La Comisión de Salud tiene que enfocarse en prevenir ese tipo de decisiones en los jóvenes, es muy riesgoso que tengan 15 o 16 años y estés decidiendo si quieres o no abortar, o si quieres o no tener un hijo. Son decisiones que no creo que deban tomar los jóvenes, yo considero que ellos deben tener programas muy intensos de prevención de embarazos y acceso a los métodos anticonceptivos para que no podamos tenerlos en la disyuntiva decidiendo si abortan o no. Tenemos que enfocarnos en prevenir los embarazos no deseados, enfocarnos en aceptar que la realidad de la ciudadanía es que está inmersa en una vida sexual mucho más temprana y también estar conscientes que hay otras personas que quieren abortar, y deben estar legisladas para que no haya riesgos para la salud.”

¿La vigente ley de despenalización del aborto amplía y salvaguarda los derechos y la integridad de la mujer?

“La ley le da derechos a la mujer para tomar la decisión que considera adecuada, si quiere abortar o no. Regula que sea en las 12 semanas, después de estas 12 semanas pone reglas que son muy importantes, una de ellas son las sanciones si es después de ese lapso que establece la legislación, incluso castigos a quienes obligan a la mujer a tener un aborto. Esa práctica está penada con cárcel.”

A las madres solteras que descartaron la idea del aborto y sí decidieron tener al hijo, ¿con qué programas sociales cuentan actualmente?

“Tienen toda una atención de salud. Todos los embarazos, el control prenatal, el parto, la salud del hijo hasta los 18 años, son gratuitos.

“Para las familias de escasos recursos existen programas como Oportunidades, el cual les da salud, educación y nutrición a los hijos.

“La nueva generación del Seguro Popular otorga, desde que naces hasta que cumples la mayoría de edad, las necesidades básicas de salud, permitiendo también el control del embarazo de manera saludable.”


Las clínicas clandestinas donde se asiste el aborto, ¿siguen existiendo?

“Por supuesto, siguen existiendo en todos lados. Por eso, tenemos que cambiar esta cultura de la información con nuestros jóvenes, acercándonos a ellos en todo el país para que estén informados de los riesgos que conlleva ir a estos lugares que no tienen las medidas seguras y que pueden causar situaciones mortales para la salud.”

Senadora, además de la despenalización del aborto, ¿qué otros puntos de acuerdo ha generado la Comisión en beneficio de la de salud de todos los mexicanos?

“En esta legislatura, se han promovido dos puntos de acuerdo para exhortar al Ejecutivo Federal y a las entidades federativas a realizar campañas y fortalecer las políticas públicas de prevención de embarazos en adolescentes, así como el decreto que establezca el día 26 de septiembre ‘Día Nacional de la Prevención del Embarazo no Planificado en Adolescentes’.”

En un mensaje de despedida en televisión, el expresidente de México, Felipe Calderón, pronunció que este había sido el sexenio de la salud…

“Lo creo firmemente, los sexenios panistas han sido sexenios de salud.

“Durante el gobierno de Vicente Fox, donde inició el Seguro Popular para aquellas personas que no tenían ningún servicio de salud, sin duda fue una gran idea, había 50 millones de personas en ese tiempo (2003), que no tenían acceso a la salud. Hoy, 107 millones de personas tienen acceso a ella.
“Hay que mejorar la calidad, sí. En este sexenio se hicieron más de 4 mil obras de infraestructura, se aumentó más de 16 por ciento el número de médicos, más del 20 por ciento el número de enfermeras. Eso habla de que ha sido un sexenio en donde la salud ha sido primordial.

“El futuro de la salud va a ser una medicina social en México, la región donde todos podamos tener un servicio de calidad y en donde el que seas rico o pobre no defina la atención de tu salud.

“Yo en lo personal estoy a favor de la vida, pero estoy consciente de mi responsabilidad de legislar para todos”, concluye la senadora.

Jose L- Montenegro @hey_pepe

Publicado en Newsweek en Español vía revista y web: www.newsweek.mx

¡Compártelo!


0 comentarios en: "El aborto, una decisión ¿correcta? "

Deja un comentario





El humor en las redes sociales


funny gifs

Ver todos →