Recientes

14 feb. 2019

Educación permisiva

Educación permisiva
El legado de la educación sin límites…
Padres permisivos, hijos tontamente empoderados.

¿Qué es la educación permisiva?


Una forma de educar a los hijos en los que éstos no se ciñen prácticamente casi a ningún tipo de reglas, donde el amor de los padres va más allá de lo conveniente, dejando a los chicos sin límites en sus comportamientos, permitiéndoles hacer lo que quieran. ¿Suena fuerte no?, pero así es!, el problema no está en dejar ser a los hijos, lo cual es necesario hasta cierto punto para que ellos puedan formar por sí mismos una identidad saludable, la situación es que a ciertas edades es necesario una guía prudente, es decir, que los niños y jóvenes reciban líneas de acción claras que les permitan tener una conducta adecuada.

¿Pero porqué hacen esto los padres?


Esto es el resultado de la propia inmadurez, pues generalmente éstos han tenido como vivencia fundamental en el seno familiar una educación rígida donde los padres han impuesto reglas, pero muchas reglas y la constante ha sido la inflexibilidad casi total, así en un acto de rebeldía inconsciente por un asunto no resuelto del pasado, consideran que su educación no fue buena y que ahora que es su “turno” de ser padres deben hacer todo lo contrario, permitir total libertad de expresión a sus hijos, aprobando y aceptando de más todas sus acciones.

La realidad de las cosas es que ningún polo al respecto para formar a las personas es correcto, debe existir una mediación donde exista cierta autonomía, pero bajo normas preestablecidas.

¿Cómo es la conducta de quienes han sido educados en la permisividad?


¡Sus formas siempre son imperantes, sí! Demandan que las cosas sean como ellos desean. Son intolerantes, pues no se les enseñó que el mundo a veces te dice NO y esta negativa es contundente y no negociable por los otros, no soportan que las personas les lleven la contra, pero ¿cómo no habrían de hacerlo? si en casa nunca se les dijo que en ciertas peticiones o acciones no se extralimitaban.

La dura verdad de lo que pasará con estos jóvenes al salir al mundo profesional…

Estas personas notarán que en la vida real no se puede obtener todo lo que se quiere tal cual se desea en el momento que se quiere, una gama de emociones dañinas se apoderará de los mismos, tales como la frustración, ansiedad, confusión, agresividad, y finalmente para concluir en aquello que los padres querían evitar, una mala autoestima.

Tendrá severos problemas para relacionarse, pues su ímpetu narcisista le cantará al oído que nadie es suficientemente adecuado para él, tendrá complejidades en el ámbito laboral, pues van a batallar para seguir instrucciones y deberse a alguien más; incluso si es él quien emprende su propio negocio, la manera de tratar a los demás podría llegar a ser algo denigrante, denotando un gran complejo de aparente superioridad.

Atención padres: al inicio podrías pensar que tus hijos son personas felices y que todo está bien, y como ya habrás leído, el daño de esta manera de educar sale a la luz más temprano que tarde, dejando a tus hijos sin armas reales para enfrentarse a la vida.

¿Qué hacer? Ya lo escribí y lo repito. Normas claras y contundentes desde que ellos están pequeños, enseñando que la figura de autoridad existe, pero no necesariamente es inflexible, que se pueden obtener beneficios, prestaciones, permisos, etc.

Por medio de algo que se ha perdido, para mi gusto, que se llama: el esfuerzo. Porque a cada acción le sobreviene una reacción, es sólo un intercambio más que un condicionamiento afectivo, y que al final les viene a demostrar que en la vida hay que esforzarse por obtener las cosas, así es como realmente empoderas a tus hijos permitiendo que ellos  entiendan que todo tiene un proceso y así se llega a una meta. La satisfacción que se genera por medio del logro eso créelo si tiene el poder de elevar el auto-estima de tus hijos.


Comparte!

No hay comentarios.: